Cerca de cumplirse el primer mes de actividad en los centros escolares, el Centro de Educación Infantil y Primaria ‘Ponce de León’ de Torredonjimeno valora positivamente y sin incidencias la incorporación del alumnado a las clases del curso 2017-2018. Así lo asegura su director, Julián Trigo: “El inicio de curso ha transcurrido todo bastante normal. La plantilla está completa desde el inicio del curso. El alumnado se ha incorporado de forma gradual como lo teníamos concertado”.

El centro toxiriano cuenta este año con un mayor número de alumnos y alumnas en Educación Infantil. Son los más pequeños y a los que siempre les cuesta algo más de trabajo iniciarse en esta aventura de comenzar su andadura educativa. Para facilitar su incorporación “entraron en dos turnos por el volumen de alumnos que teníamos. Al principio ha costado por los llantos pero después ya se ha normalizado todo”, explicaba Julián Trigo.

Aunque este incremento en la cifra de alumnos matriculados, también se ha dado en cursos superiores. A este respecto, el director del centro argumenta que el ‘Ponce de León’ “hemos recibido alumnos en otros curso que han venido de fuera del pueblo o que se han cambiado de domicilio dentro de la misma localidad y se han adscrito a nuestro centro. En total tenemos 130 alumnos”.

Sin renovación de instalaciones o ampliación de infraestructuras, el colegio ‘Ponce de León’ confía en que la Administración Autonómica ejecute la construcción de una rampa de acceso para personas con discapacidad. Julián Trigo desvela que en el centro tosiriano “estamos a expensas de que desde la Junta de Andalucía nos hagan una rampa de acceso para alumnos o personas con discapacidad o movilidad reducida. Ahora hemos tenido una niña que se rompió una pierna y está en un primer piso y le cuesta algo de trabajo para bajar y subir”.

De cara al futuro, la dirección del centro trabaja para llevar a cabo una inversión que permita mejorar y adaptar la red de tecnologías de la información, que se encuentra algo obsoleta.